Mensaje para Socios

Unéte a la campaña de PNUMA y FAO para reducir los desechos alimentarios y al Desafío del Hambre Cero del Secretario General de Naciones Unidas

El Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) y la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) en colaboración con WRAP (Reino Unido), la organización Feeding 5000 y otros socios han puesto en marcha una nueva campaña para reducir los desechos de alimentos.

La campaña es parte de la iniciativa "Save Food" de FAO y de la organización de comercio justo Messe Düsseldorf.



Según FAO, un tercio de los alimentos producidos en todo el mundo, lo equivalente a 1,3 billones de toneladas, se pierden o se desechan a lo largo del proceso de producción o consumo.

En las regiones industrializadas, cada año alrededor de 300 millones de toneladas, casi la mitad de los alimentos que se pierden, son consecuencia de las decisiones de productores, vendedores y consumidores que descartan comida todavía apta para consumo. Esta cifra es mayor que la producción neta del África Subsahariana y sería suficiente para alimentar a 870 millones de personas hambrientas en todo el mundo.

Hay muchas razones por las que esta situación se produce, sin embargo, lo que está claro es que malgastar comida significa también malgastar dinero en los hogares pero también las empresas. Alrededor de 200 billones de dólares en las regiones industrializadas.

En un mundo de siete billones de habitantes, que aumentará a nueve billones en 2050, no tiene sentido el desecho de alimentos. No sólo supone dinero, sino también energía, tierra, agua, fertilizantes y todos los recursos necesarios para producir esos alimentos.

Esta campaña puede marcar la diferencia pero es necesaria la colaboración de todos. Productores de alimentos, supermercados, consumidores, restaurantes, bares, hoteles, colegios, clubes sociales, alcaldes, presidentes de empresa,...

Implícate

Cada familia puede pensar en formas de disminuir los desechos a través de menús semanales o de aprovechar los restos del día anterior, por ejemplo. Esto supone ahorrar comida pero también dinero. Supermercados, hoteles y restaurantes, pasando por compañías, ciudades y países deben encontrar la forma de reducir todo lo que desechan e idear acciones para ahorrar dinero y recursos.

Cada día se ponen en marcha diferentes iniciativas en todo el mundo. Esta campaña es una forma también de unirlos a todos y compartir consejos, experiencias y buenas prácticas.

Necesitamos PENSAR para crear un consumo sostenible, necesitamos ALIMENTARNOS y necesitamos AHORRAR alimentos, especialmente en los países desarrollados. Si podemos reducir nuestra huella alimentaria, reduciremos el impacto "humanitario" del desecho de alimentos en nuestro planeta.

¡Visita www.thinkeatsave.org y www.fao.org/save-food ya!


La campaña Piensa.Aliméntate.Ahorra contribuye al Programa de Alimentos Sostenibles de FAO y PNUMA.

Socios